Santa Pau

La villa medieval de Santa Pau está situada en pleno Parque Natural de la Zona Volcánica de la Garrotxa. Destacan los volcanes de Santa Margarida o el Croscat. 

El pueblo conserva el casco antiguo, con unas características medievales marcadas. La plaza Mayor o la iglesia de Santa María son lugares de obligada visita.

Su entorno es ideal para practicar senderismo y cicloturismo, a través de las redes de itinerarios Itinerànnia o las Vías Verdes.

Gastronómicamente, Santa Pau es conocida por el conreo de las habichuelas de Santa Pau.