Garrotxa

La Garrotxa está situada en el norte de Cataluña, en la cuenca alta del río Fluvià, las cabeceras de la Muga y la rambla de Amer y de Llémena.

En esta comarca se pueden observar dos tipos de paisaje totalmente diferentes. Por la mitad sur se extienden más de 40 volcanes y diversas coladas de lava, formando un paisaje suave y sin muchos desniveles, protegido por el Parque Natural de la Zona Volcánica de la Garrotxa, hacia el norte el paisaje es más abrupto y escarpado con abundantes riscos y desfiladeros.

El clima es mediterráneo de montaña. Las precipitaciones son abundantes durante todo el año, y el invierno es la estación más seca. Las frecuentes lluvias generan unos veranos frescos, mientras que la influencia del Pirineo hace que los inviernos sean fríos.
El suelo y el clima proporcionan una variada vegetación, a menudo exuberante, con encinares y hayedos de excepcional valor paisajístico.

En el Parque Natural de la Zona Volcánica de la Garrotxa hay 28 itinerarios que transcurren por los lugares más interesantes del Parque Natural.